Print

LOS CELOS

 

Por siervo de Dios: J.Eduardo Sandoval

 

Los celos no son nada buenos, enferman, provocan discordias, desconfianza, perdida de amistades, negocios o separación de parejas, son un signo de inseguridad e inmadurez en las personas, los celos hay que desterrarlos de nuestras vidas, aprender a confiar en Dios y que El cuidara de su pareja. Los celos son una de las respuestas automaticas de las emociones mal sanas.

Porque los celos: se dan como respuesta en las en las personas que han sufrido alguna traición, o desilusión amorosa, o porque no recibieron amor de niñas, la falta de afecto de sus padres, también podría por ser personas muy dependientes desde niños, no desarrollaron carácter y por esa razón no pueden vivir solas, no quieren perder la amista o compania de otra persona, asi sea una amiga, para ello se valen de utilizar los celos como medio de control. 

Los celos son una respuesta de miedo antes que una repuesta de amor, muestra de egosimo, temores, e inseguidad; en ninguna caso son validos los celos. la felicidad empieza en uno mismo y el verdadero amor esta en amar a Dios.

Los celos se pueden dar entre esposa y esposo, entre hermanos, entre familiares, entre compañeros de colegio, de deporte, de trabajo, inclusive en medio de iglesias o ministerios. los celos son un aviso en el cerebro de que algo puede cambiar, por eso las personas inseguras, son celosas, no quieren cambios en sus vidas. He observado que los cambios para una persona insegura les descontrola, para ellos es una señal de peligro, dado que ellas quieren mantener el control, los cambios les da miedo, todo por culpa de la inseguridad que tienen, por un cerebro limitado con sus emociones toxicas. 

Nuestro Padre es un Dios Santo y un Dios celoso, en el sentido mas puro. . . Josué 24:19

Un ejemplo, si estás caminando y al cruzar observas o ves a tu amigo(a) especial (al menos creías que lo era), caminando con otra persona ¡tomados de la mano! alegres, donde ellos ignoran totalmente el resto del mundo, incluyéndote a ti y a tus sentimientos. Sientes rabia, te pones nerviosa (a) cuidado. Eres una persona expuesta ha ser herida facilmente, te falta raciocinio, templanza, dominio propio. Nunca prentendas controlar ha alguien para estar bien. 


Los celos, ese monstruo, que carcome el alma. Hace que las personas celosas, vivan inseguras y vean en todo lado traición y viven escudados, a la defensiva; porque los celos provocan pensamientos irracionales y fantaciosos.

No confundamos si racionalizamos por un momento. ¿No son los celos una virtud? ¿No dice Dios que Él es un Dios celoso? Sí, Dios es un Dios celoso, pero no en el sentido en que nosotros experimentamos los celos. Nuestro Creador nunca podria sentirse amenazado de alguna manera, por alguien o por algo que vaya a robarle
sus afectos. Hay que comprender entonces aque se refiere la Biblia cuando habla de un Dios celoso, no cunfundamos lo puro con lo mundano.

Un esposo fiel ama tanto a su esposa que no permite a ningún intruso en su relación íntima. Después de todo, la esencia del matrimonio es que es exclusivo. Igual sucede en el noviazgo. Esos son los celos de Dios. También es la belleza del amor de Dios por nosotros. Él nos quiere a todos para Sí. Sin embargo, para que funcione tenemos que prometerle el amor que se merece.
Entonces, ¿cómo deberíamos responder? Con un amor tan sincero que rehúse dejar que nada ni nadie se interponga entre nosotros y Dios. Lamentablemente, la mayoría de nuestras experiencias con el amor no alcanzan esa fidelidad, menos en estos tiemspo tan dificiles donde no existe el respeto en nada.

En la vida se sufren engaños y eso crea desconfianza la mayoria de veces, aparece la desconfianza, y se falla porque no reconoce muhcas veces lo bueno de lo malo y vuleve a caer en el mismo problema.


Nada de lo bueno es facil, hay que luchar, terrenalmente los seres humanos tenemos la capacidad de experimentar el amor de alguien, que con su sinceridad, fidelidad y afecto desmuestra que es una persona confiable, que nunca nos va a fallar y finalemente podremos tener la capacidad de corresponder a ese amor.


La mejor manera de buscar felicidad es sanar primeramente nuestro corazon, porque cuando no hay inseguirdad desconfianza, es porque existe el azote de los celos, con lo cual no podrán amar, vivirán llenos de desconfianza; debe existir el tiempo de consejeria y ministracion en sanidad del alma, para que tu corazón este listo para dar y recibir amor.

La forma de curarse de los celos, es saber que Dios es fiel que nos ama incondicionalmente, el no quiere vernos inseguros, eso pecado, los celos son pecado, indica la falta de espiritualidad en nosotros; sabiendo que nuestra relación con Dios es una relación personal y que nuestra infidelidad lo hiere como nos hiere a nosotros. Aprende a amar a Dios deja que el celo de Dios construya un amor similar en ti experimentarás el amor a un nivel que todo el mundo busca, y que equivocada mente lo hace en otras personas y por eso pocas personas alcanzan a conocer el verdadero amor puro. 

Tu prioridad no es una pareja, tu verdadera prioridad en el mundo debe ser Dios.
Cualquier cosa o persona que se interponga entre Dios y tu es un ídolo, mantenga la comunión primero con Dios y sea feliz. aprende a vivir confiando todo el tiempo en Dios.

 

COMO EVITAR LOS CELOS?

 

Lo primero reconocer su problema, 2. perdonar, 3. sanar tu corazon, 4. Entregar tu corazón a Dios, 5. volver ha  amar con libertad.

Espero ya haya recordado desde cuando empezo el problema de celos en tu vida, cual fue ese dia, ese momento, cual fue la reacción, ahora como punto dos, perdone, pide perdona Dios por haber guardado ese rencor, e inseguirdad, desconfianza, rabia, pide ayuda al cielo, ahora como punto 3. renucnie a todo dolor causado, expulse todo dardo del enemigo, declare sano tu corazon pide a Dios le unga con oleo su corazon y lo proteja conta todo lo malo. y finalmente como punto cinco, hable a Dios con tnernura, hable de la necsidad de su ayuda su amor, de padre que te hiso falta pide te ayude con el Espiritu Santo para aprender ha amar y recibir amor.

 

www.facebook.com/DrEduardoSandoval